Galletas de avena (la receta mas deliciosa)

Receta tomada del sobre de azucar Zulka

He vuelto.

Después de un tiempo considerable sin publicar receta nueva, entre una y mil cosas se me fueron pasando los días y aunque siempre estuve pensando en ustedes, muchas veces no encontré la inspiración ni las palabras para escribir. Este blog para mi siempre ha sido puro amor y cada entrada que escribo me gusta que venga desde lo más profundo de mi corazón y cargada de buena vibra porque creo que el amor al leerlo, también se siente : )

Los he extrañado mucho, pero no quise obligarme a escribir cuando no estaba lista para hacerlo, he pasado por algunas experiencias las cuales me obligaron a tomarme un tiempo para hacer una introspectiva en mi vida y echar mano de la resiliencia para tomar lo mejor. De algún modo me perdí, entonces decidí tomarme un tiempo para encontrarme. Y no, así no quería escribir nada para ti que siempre me lees y no mereces menos de lo que siempre he dado: amor, alegría, recetas bien explicadas y cosas bonitas.

Y es que la creatividad es sempiterna y aunque a veces se te pierda como a mi, te aseguro que no se va, solo se esconde.

Este blog es mi bebé, es mi sueño bonito; hace años soñé con cocinar y escribir lo que hacía inspirada en los muchos blogs que seguía de todo el mundo. Cuando empecé tenía miedo de que mi único lector fuera yo, pero lo hice con amor, como hago cada cosa en mi vida y pronto los seguidores fueron llegando, uno a uno, hasta hoy que después de 4 años somos casi 6000. Sus correos, sus preguntas, sus palabras de aliento han alimentado siempre mis ansias de compartir más. GRACIAS.

Antes de seguir, quiero agradecerles la larga espera, gracias por dejarme tomar un respiro para encontrar mis ganas de escribir que se perdieron conmigo en alguna parte de esta historia, gracias por los mails preguntando que estaba pasando, gracias por sus muestras de cariño, gracias por estar del otro lado.

Nada nunca va reemplazar la felicidad que me da compartir con ustedes lo que aprendo en la cocina y aunque alguna vez, como esta, se me pierdan las ganas de crear, se que siempre las voy a encontrar escondidas en el lugar que menos espero, porque escribir y compartir contigo es parte de lo que soy.

Y bueno, para celebrar el día del niño y apapachar a tus pequeños o a nuestro niño interior ¿qué te parece si horneamos galletas?.

Hacer galletas es terapéutico, preparar la masa, darles forma y esperar mientras se hornean y tu casa se inunda de un irresistible aroma tiene que ponerte de buen humor si o si. Y si encima la receta que preparas es sencilla como esta ¡pues mejor!. Hacer galletas es una labor especialmente atractiva para los niños y los no tan niños también.

Ya tenía algún tiempo que quería hacer unas galletas de avena que encontré en mi paquete de azúcar mascabado, al leerla me pareció buena idea intentar y sin pensarlo me puse manos a la obra, el resultado: las galletas de avena más deliciosas que he probado, tanto que a donde las llevo triunfan.

¿Lo mejor? les puedes poner arándanos, chispas de chocolate, coco rallado, pasitas, nueces, vamos ¡lo que ten venga en gana! y siempre te van a quedar riquísimas.

¿Vamos a mi cocina?

Ingredientes

1 taza de avena entera

1 taza de harina

1/4 de taza de azúcar mascabado

1 cucharadita de royal

90 gr de mantequilla

1/2 taza de leche

1 cucharadita de vainilla

Procedimiento

Mezclar todos los ingredientes sólidos, es decir harina, avena, azúcar mascabado y polvo de hornear

Si elijes poner algún fruto como arándanos, coco, chispas de chocolate, nuez o lo que se te ocurra, hazlo ahora

Derretir la mantequilla a temperatura media no caliente

Incorporar nuestros sólidos hasta formar una masa

Después añade la vainilla

Y suaviza la masa con la leche necesaria, no es necesario que la pongas toda, ve viendo la consistencia

Tapa y refrigera aprox 20 minutos.

Precalienta tu horno a 180°.

Engrasa y enharina una charola para galletas.

Con las manos forma galletas del tamaño que desees, colócalas en la charola y lleva a hornear por espacio de 15 minutos o hasta que estén doraditas.

Deja enfriar.

¡Disfruta!

¡Feliz día del niño!

CRYS

 

 

 

 

 

Me encanta leer a quien está del otro lado, si te gustó la entrada o tienes alguna inquietud déjame un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s